Debemos revisar el tipo de tarifa u operador de telefonía móvil para poder ahorrar en el consumo

En una encuesta, realizada por OCU a 4.000 personas, se demuestra que, a pesar de que la factura es un motivo de queja recurrente, la mayoría de los clientes no han cambiado nunca la tarifa de su móvil. Según la OCU, que ha comparado los resultados con su ahorrador telefónico, los españoles podrían ahorrar hasta 5.200 millones de euros al año si cambiaran su tarifa actual a otra más barata manteniendo el consumo, cambiando a veces de operador en busca de una tarifa más barata con arreglo a su tipo de consumo.
Pepephone, Másmovil y Symio son, según la encuesta de OCU, los operadores de telefonía móvil que más satisfacen a sus clientes, debido sobre todo a una mejor atención al cliente y a unos precios más económicos y transparentes. Asimismo, Pepephone, Yoigo y Euskaltel son las compañías que menos reclamaciones han recibido de sus usuarios. Otro de los motivos de queja son las largas esperas en el servicio de atención al cliente, además de la falta de amabilidad de las personas que se encargan de atender estos servicios en las principales compañías. Vodafone, Movistar y Orange son, con diferencia, los peor valorados en este aspecto.

Además, el 11% de los encuestados declara que la calidad de sus llamadas es mala a menudo, mientras que el 36% reconoce que es mala solamente a veces y sobre todo desde espacios interiores. En cuanto a la conexión a internet con el teléfono móvil, dos de cada tres encuestados reconocen no utilizarla nunca, mientras que quienes la emplean se quejan de la limitada estabilidad de la conexión y de la escasa velocidad de descarga.

De los 4 países en los que la OCU realizó esta encuesta, España ha sido el país que tiene ha mostrado la mayor falta de satisfacción con los operadores de telefonía móvil.

Ya sé cual es el precio de este blog. Ahora ya solo me falta encontrar comprador

En un servicio, de esos gratuitos, en donde te dicen el valor de una página web, me sacan una evaluación de 5.400 euros por este blog. Si encontrara comprador, ahora mismo lo vendo, chatos.
Los blog están de capa caída y no tienen precios. O lo que es peor, el precio es tan bajo que sirven para entretener y poco más. Si estos valores fueran ciertos me dedicaría a crear blog como un poseso y a venderlos. Me haría con una pasta gansa.
Las cosas valen lo que alguien quiere pagar por ello. Ni más ni menos. Nada tiene un precio fijo, lo ponen los compradores. Algo que parece imposible viendo los precios de las cosas, sobre todo en periodos de inflación. Pero en realidad es el mercado y los clientes los que admiten los precios, los pagan a la hora de comprar y por eso valen lo que piden. Si nadie comprara la carne a 12 euros el kilo, la tendrían que ir bajando hasta ponerla al precio que nosotros como consumidores estuviéramos dispuestos a pagar. Como esto, todo. Pero juegan con que somos incapaces de ponernos de acuerdo en algo tan sencillo como presionar con la fuerza que nos da tener el dinero para consumir.
Lo dicho, por…, venga vale, lo rebajo, por 5.000 euros lo vendo.

Deudas de los españoles. Créditos de empresas y hogares en 2011

Según el Banco de España, las familias y empresas residentes en España mantenían a cierre de 2010 una deuda de 1,782 billones de euros con las entidades financieras —bancos, cajas y cooperativas—, lo que supone el 55% más de los 1,149 billones que tenían ahorrados en las mismas entidades.
El endeudamiento aumentó respecto a 2009, pues al finalizar ese año, las deudas de los españoles suponían el 38% más de lo que tenían depositado en bancos.
Aunque los españoles han aumentado ligeramente su capacidad de ahorro —en diciembre de 2009 tenían 1,142 billones, por debajo de los 1,149 de diciembre de 2010—, han subido en mayor medida su endeudamiento, que alcanzaba 1,776 billones hace un año.
En total, los créditos superan en 633.000 millones de euros a los depósitos bancarios.
Por tipos de entidades, los bancos eran los que habían concedido más créditos a familias y empresas hasta finales de 2010, un total de 884.263 millones; frente los 874.161 millones concedidos por las cajas de ahorros y los 98.360 millones que se debían a las cooperativas.
En cuanto a los depósitos, las cajas de ahorros aventajaban a los bancos, ya que tenían en depósito durante diciembre de 2010, 579.247 millones de euros, frente a los 564.309 de los bancos y los 81.178 millones de las cooperativas.

El Banco de España también ha difundido hoy la evolución de la concesión de crédito a familias y empresas durante el mes de enero de 2011. Los nuevos créditos e hipotecas concedidos por los bancos y las cajas de ahorros a hogares cayeron el 63,3% en enero de 2011 respecto a diciembre de 2010; en tanto que créditos nuevos a empresas españolas se redujo en el mismo periodo el 30,1%.
Respecto al mismo mes del año anterior (enero de 2010 contra enero de 2011), la caída en ambos casos es menor, ya que los créditos a hogares descendieron el 43,1%, y a las empresas, el 16,03%.
En cifras absolutas, los hogares recibieron en enero de 2011, 4.933 millones en créditos nuevos, frente a los 13.454 millones de diciembre de 2010, coincidiendo con el fin de las deducciones generalizadas por la compra de la primera vivienda, y los 8.971 millones de enero de 2010.
Por lo que respecta a las empresas, obtuvieron en enero de 2011, 43.502 millones en créditos nuevos, una cifra inferior que los 62.196 millones de diciembre de 2010 y los 51.808 millones logrados en enero de ese año.

Precios de supermercados españoles, para poder comparar antes de comprar

Vamos a seguir dando precios de productos de alimentación de España, para que se pueda comparar. Son de marzo de 2011. El cambio dólar euro está en esta fecha a 1,40 a favor del euro. Cien euros son 141 dólares.

Un kilo de pollo limpio y entero a unos 2 euros el kilo.
Un kilo de hamburguesas de carne mixta (mitad ternera, mitad cerdo) a 5 euros el kilo.
Un kilo de bananas americanas a 1,2 euros el kilo
Un kilo de naranja de zumo a 0,70 euros el kilo
Un kilo de pera conferencia a 1.20 euros el kilo
Un kilo de tomate1,30 euros el kilo
Un kilo de arroz envasado a 0,75 euros el kilo
Un kilo de lenteja pardina española a 1,25 euros el kilo
Un kilo de garbanzo mejicano a 2,55 euros el kilo
Un litro de aceite virgen extra 2,80 euros el litro

Precios de algunas verduras, en los mercados españoles; marzo 2011

Estamos entrando en periodos de verdura barata. Es lógico pues empezar a consumir más verdura y fruta ahora, ya que en otras épocas es mucho más cara.
Es normal encontrar acelga o borraja a 0,75 euros el kilo. La patata la podemos encontrar desde 0,50 euros el kilo y el tomate sobre 1 euro el kilo. Un manojo de espárrago verde tipo triguero se puede comprar entre 1,5 y 1,8 euros. Las fresas, en casi plena época perfecta, se pueden encontrar ahora entre 2 y 3,5 euros el kilo. Las judías verdes las podemos encontrar sobre los 3 euros el kilo.

Coste de la sanidad pública, según el Gobierno de Aragón

El Gobierno de Aragón ha publicado algunos datos sobre los precios de la sanidad pública y sus usos más habituales, para que sepamos el precio de algunas asistencias básicas. 
Prohibido asustarse, no vaya a ser que tengamos que acudir a urgencias y es más coste. Os dejo algunos ejemplos.

Ingreso por neumonía 6032 €
Parto vaginal 1869 €
Intervención de hernia inguinal o femoral 2345 €
Cataratas 1533 €
Infarto agudo miocardio con cateterismo 4645 €
Apendicectomía 3106 €
Fractura pierna y brazo 4494 €
Ingreso para quimioterapia 3363 #
Trasplante hepático 107380 €
Implante o sustitución de desfibrilador 50398 €
Cesárea 3028 €
Ictus 5938 €
Pólipos o miomas en útero 3606 €
Estancia día en hospital 685 €
Consulta con especialista entre 49 y 103 €
Consulta en urgencias 136 €

Argentina y la alta inflación como elemento desestabilizador

Durante los años 1991 y 2011, el peso argentino tenía el mismo valor que el dólar americano. Sistema impuesto por el ministro Domingo Cavallo tras unos periodos de inflación en Argentina imposibles de entender en otros países. En 1989 por poner un ejemplo, la inflación fue del 5.000%.
Desde 2001, cuando un peso argentino valía lo mismo que un dólar, han pasado 10 años y ahora un peso argentino vale una cuarta parte de un dólar americano.
Es decir, el que tuviera sus ahorros en pesos (es decir los pobres y clases madias bajas), hoy su dinero vale el 25% de lo que valía hace 10 años. Valor a la hora de salir del país y a la hora de comprar productos que no son fabricados en Argentina y que se cotizan en dólares. Es cierto que cobran un sueldo con arreglo a parte de esa inflación, pero sus ahorros no se mueves excepto que los tengan invertidos.
Pero las clases medias altas y los ricos son más listos y tienen incluso parte del sueldo y sin duda sus ahorros convertidos en dólares, por lo que a ellos no les afecta la inflación alta sobre sus ahorros, que en 2010 fue entre el 24% y el 11% según quien la calcule.
Sube sobre todo los productos alimenticios, pues son los que más se consumen cuando hay poco dinero. Los obligados.
Gente con dificultades económicas, pero con inflación muy alta, como en Venezuela. Pero no así en sus vecinos Chile o Brasil, que saben dominar más los efectos inflacionistas hasta dejarlos en un 6% de media.
Claro que para quien deba dinero, sea privado o público, la inflación es una maravilla, pues cada mes debe menos. Bueno, debe lo mismo en pesos americanos pero en cambio debe menos en días de trabajo o en barras de pan.
Si en España o los países del sur de Europa no estuvieran dentro del Euro, las devaluaciones provocadas o las inflaciones muy altas serían un elemento desestabilizador pero que bajaría las deudas internas; nunca las externas que se basan en dólares.

Toca decidir con calma pero con urgencia, el tipo de energía que queremos en España

Con esta crisis profunda que ya afecta también a las energías del petróleo encima de una crisis económica complicada de soportar, nos deberían servir para decidir de una vez por todas y entre todos los que deben decidir en el medio y largo plazo, qué tipo de energía deseamos para el futuro de España. Estamos hablando de que, según el tipo de decisiones que tomemos hoy, se necesitarán al menos entre 6 y 10 años para poder construir alternativas; sean nucleares, de carbón exterior o alternativas.
Debemos procurarnos energía suficiente pero además barata o si no somos capaces de plantear alternativas que suenan duras, como la nuclear o el carbón importado, decir con claridad a la sociedad española qué es lo que nos costará la energía alternativa propuesta.
Deberíamos saber lo que nos cuesta en euros año, a cada familia española, tener una energía u otra. Y opinar sabiendo de verdad lo que tenemos y lo que somos capaces de soportar y tener. Son decisiones a medio y largo plazo que requieren pactos de Estado o acuerdos entre todos los actuales partidos políticos. Y no se trata de elegir entre lo que nos gusta o lo que podemos, sino en sentarnos a decidir sobre lo que es posible para España y lo que no estamos dispuestos a tener nunca. Se trata de analizar con y junto a los técnicos de toda sensibilidad, qué queremos hacer con la energía en España. No podemos, no debemos seguir aparcando una decisión importantísima, más en periodos como los actuales de crisis global en varios apartados estratégicos. Son muchos años los perdidos en NO tomar decisiones, y todos deberemos saber lo que comportan cada una de las posibles opciones sobre las energías diferentes. De riesgo, de coste, de soportabilidad, de lógica geográfica, de futuro.

El precio de la vivienda en España esta sobrevalorado en un 43% a 2011

El precio de la vivienda en España está muy alto y desfasado con respecto a sus vecinos. Desde este blog lo habíamos comentado en varias entradas anteriores y a veces incluso habíamos dudado de ello pues por algunas fuentes aparecían datos contradictorios. Hoy The Economist en su índice de precios da una cifra realmente alta y clarificadora. La vivienda en España está más de un 43% sobrevalorada. O se indica en dicho informe que entre el año 1997 y 2010 el precio de la vivienda ha subido en España un 157%, donde ya está descontadas la bajadas de precio por la crisis.
Estos datos son persistentes y es tan sencillo como comprobar en países de nuestro entorno su comparación. Tanto en el precio de vivienda como en su comparación con el precio de alquiler que es el que marca si los precios de venta son lógicos y concuerdan venta y alquiler de pisos.
No es lógico además que se sigan manteniendo precios altos en barrios alejados de los centros de la ciudades, en núcleos urbanos que se encuentran en las cercanías de las grandes ciudades o en viviendas de segunda residencia.
No puede valer lo mismo el metro cuadrado de un apartamento en Salou o Cambrils que en Madrid, Barcelona, Zaragoza o Lérida. El uso que se le da a un apartamento de playa es esporádico por no decir muy esporádico y sólo tiene sentido si es como inversión, que hoy por desgracia ya no tiene sentido como un elemento para pensar en ganancias patrimoniales. Incluso hay serias dudas de que sirva para esconder dinero irregular como ha sucedido en otras ocasiones pues los controles son cada vez más altos y es un elemento sencillo de detectar.

Precio del kilo de Tapioca Royal en España

A veces en el marketing se nos engaña con la vista a la hora de intentar sacar más beneficio de un producto. Os dejo en la imagen dos cajas de Tapioca Royal, curiosamente una más grande que la otra. La grande está comprada esta semana, la pequeña comprada casi hace un año.
La grande curiosamente contiene 250 gramos de tapioca Royal La caja más pequeña de cartón, contiene 300 gramos de tapioca Royal. Con menos aire.
Es así de sencillo y así lo saben sus fabricantes. Desconocemos los dos motivos. Por qué ahora la caja es más grande que antes. Y por que ahora contiene 50 gramos menos que antes. Puede ser, me temo, una forma de aumentar el precio sin aumentar el precio sino bajando la cantidad. Es decir subiendo el precio del kilo pero manteniendo el mismo precio por la caja.
Una manera que nos obliga a estar muy atentos a los precios de los productos y comprar, siempre comparar. Hoy, marzo de 2011, se puede comprar la caja de Tapioca Royal de 250 gramos por 1,60 euros. Sale el kilo por 6,40 euros. Para que quede claro.

Diferentes precios de un café, según tengan o no competencia.

En algunos bares un café cortado de máquina cuesta un euro. La gran mayoría cuesta 1,10 euros. Pero en algunas cafeterías cobran desde 1,50 euros a 1,55 euros. En concreto en la Lizarrán de la Estación Delicias de Renfe en Zaragoza cobran estos precios altos por el mismo producto que resulta un 40% más barato simplemente unos metros más abajo en las calles habitadas. Abusan de que no hay competencia en las estaciones. En la de autobuses de la Av. América de Madrid cobran hasta 1,55 euros por un mal café, sabiendo que los clientes están pillados en la espera. Son los precios del mercado, pero son también abusos que anda tienen que ver con la prohibición de fumar en los bares.
Por cierto es curioso que en todos los bares de la Estacion Delicias de Zaraoga los precios del café sean iguales cuando es ilegal pactar precios.